ALADDIN

Aladdin (Live Action) [Italia] [DVD]: Amazon.es: Gigi Proietti, Naomi  Scott, Will Smith, Guy Ritchie, Gigi Proietti, Naomi Scott: Cine y Series TV
Para comprar esta película en DVD por Amazon hace clic acá: https://amzn.to/3maYGZh

“Aladdin” (Estados Unidos, 2019). Dirección: Guy Ritchie. Guion: Guy Ritchie y John August. Protagonistas: Mena Massoud, Naomi Scott, Marwan Kenzari, Navid Negahban, Nassim Pedrad y Will Smith. Duración: 128 minutos.


“Aladdin” es otra adaptación live action que el estudio Disney realiza de sus clásicos animados, en este caso de la exitosa película homónima de 1992. Dirigida por Guy Ritchie, cuenta con las actuaciones de Mena Massoud como Aladdin, Naomi Scott como la princesa Jazmin, Marwan Kenzari, Navid Negahban, Nassim Pedrad y Will Smith como el genio que sale de la lámpara.

El guion, escrito por Guy Ritchie y John August, se mantiene fiel a la versión animada en términos generales, lo que hace que el estilo característico de su director quede reducido a su mínima expresión. Y cuenta la historia de Aladdin, un joven árabe enamorado de la hija del sultán al que un genio que sale de una lámpara mágica le concede tres deseos, uno de los cuales es convertirse en príncipe. Pero esto le traerá problemas con Jafar, un ambicioso villano que quiere la lámpara para que el genio le conceda el deseo de gobernar el reino.


La decisión más arriesgada de la película fue el casting, ya que para los roles protagónicos se eligió a dos jóvenes de carrera ascendente cuyos rasgos propios de oriente medio son ideales para interpretar estos personajes. Y el CGI permite crear de forma verosímil a este genio azul, interpretado por Will Smith, quien no solo presta su voz sino que también lleva su rostro, lo que supone un gran avance para el uso de esta tecnología. Pero el único personaje que desentona es Jafar, interpretado por Marwan Kenzari, ya que su juventud hace que carezca de la presencia necesaria y no termine de resultar del todo creíble esta interpretación de este icónico villano a pesar de su buena actuación.


Un párrafo aparte merece el camarógrafo Alan Stewart: hace su primer trabajo como director de fotografía en una superproducción, y demuestra su talento en la construcción de las escenas de acción, pero falla a mi gusto en la composición de las imágenes. Porque satura la paleta de colores, generando fuertes contrastes en el vestuario de los personajes, dejando como resultado una estética kistch inspirada en el cine de Bollywood. Esta inspiración se ve claramente en los números musicales, reinterpretando las canciones compuestas por el 8 veces ganador del Oscar Alan Menken, aunque sus bailes carecen de la gracia que caracterizan a las películas producidas por este estudio destinado al cine infantil, por intentar agregar elementos modernos a una cultura que les es ajena, todo lo contrario a lo que ocurre en “La bella y la bestia” (Beauty & the beast, Bill Condon, 2017), que respeta el estilo de Broadway.


En conclusión, “Aladdin” resulta una película despareja, porque tiene grandes aciertos en cuanto a efectos visuales pero una fotografía que le resta espectacularidad. Así como también muy buenas elecciones de casting para los personajes protagónicos pero mala para el antagonista. Y por último, un director con un estilo particular y que lo resigna para mantenerse lo más fiel posible al material original.


PATRICIO FERRO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.